Buscar
  • Alobebe

Eco-ideas para un hogar limpio y fresco

En la actualidad, nuestros hogares cumplen con exigencias y estándares sanitarios y de confort nunca antes experimentados por el ser humano. Sin embargo, todo este progreso tiene un costo muy alto para el ambiente, la tierra y, aunque no lo creas, para tu familia también.



Es importante que hagamos conciencia de la cantidad de sustancias químicas que colocamos en nuestro entorno familiar. Desde detergentes hasta ambientadores, estamos cada vez más lejos del limitado pero muy eficiente repertorio de productos que utilizaban nuestras abuelas. En un hogar promedio, se encuentra una media de cincuenta productos químicos diferentes entre la cocina y el baño. El problema es que nos encontramos ante la perspectiva de usar un sinfín de productos de limpieza con el afán de querer ofrecer un espacio libre de gérmenes a nuestro querido gateador, sin saber que nuestros pequeños son especialmente susceptibles a los efectos nocivos de los tóxicos que hay en estos productos.

La idea no es que dejes de ser una maniática de la limpieza ni que abandones por completo la satisfacción de un espacio limpio y seguro. Se trata más bien de tener presente qué es lo mejor para la salud de tus hijos y para el medio ambiente. Desde este punto de vista, está en cada uno de nosotros la posibilidad de poner un granito de arena en el cuidado de nuestro planeta. Con una actitud considerada con el medio ambiente, no sólo contribuirás enormemente a una causa global común, sino también a mejorar la salud de tu familia y a educar seres humanos responsables.


Aquí te ofrecemos una lista de contaminantes peligrosos que se encuentran comúnmente en los hogares:

  • Cocinas de gas o querosene sin buena ventilación

  • Estufas o calefactores de gas o querosene

  • Parrillas de carbón dentro de la casa

  • Los campos electromagnéticos del televisor, computadora, microondas y otros electrodomésticos

  • Humo de cigarrillo (aumenta el riesgo de muerte súbita, asma, otitis, etc.)

  • Pesticidas, fertilizantes y herbicidas que usas en tu jardín o que están en las frutas y/o verduras que consumes

Ahora que somos padres, vale la pena considerar el uso de alimentos libres de químicos, más conocidos como productos orgánicos o bio. Además de librarte de los efectos nocivos de los venenos químicos, su composición es mucho más rica en nutrientes que la que se encuentra en los productos de la agricultura extensiva.

No dejes de leer las etiquetas de los productos que compras para la alimentación de tu familia y sobre todo la de tu bebé. Debes tomar en cuenta que el orden en el que los ingredientes aparecen en la etiqueta es un indicativo de cantidad. El primer ingrediente de la lista es el que se encuentra presente en mayor proporción y el último es el que se encuentra en menor proporción.

Para mantener a los mosquitos alejados

Coloca unas macetas de lavanda en la ventana de la habitación. Esta flor actúa como un repelente natural para los mosquitos y su aroma resulta muy relajante.


Cafetera y ollas siempre limpias

Si estos implementos no han sido usados por mucho tiempo, se coloca en el fondo de los mismos tres cucharas de azúcar. De este modo se evitará el olor a moho. Si lo que quieres es dejar la cafetera o la olla como nuevas, se debe meter todas las piezas correspondientes en una olla más grande con agua hirviendo y añadirle un cuarto de litro de vinagre. Las piezas deberán permanecer dentro del agua hasta que ésta se haya enfriado completamente.


Limpieza de la tina y baño

La mejor manera de sacar brillo a la tina del baño es frotando con vinagre caliente. Si han aparecido manchas amarillas, sobre todo cerca de las llaves, entonces prueba frotando con jugo de limón mezclado con bastante sal. Luego enjuaga con abundante agua limpia.

17 vistas